Revista de Pangea

"La Revista de Pangea és un recull de notícies de diferents butlletins"

[polomoir1] “Cómo es de diferente la actitud del gobierno frente a la pequeña minería nacional y la gran minería trasnacional” y “¿Y los maestros?”

Visite nuestras páginas: http://www.moir.org.co, http://tribunaroja.moir.org.co , http://www.robledosomostodos.comy
http://www.deslinde.org.co

Siga los twitter del senador Jorge Enrique Robledo en http://twitter.com/#!/JERobledo

——————————————————————————————–

 

Cómo es de diferente la actitud del gobierno frente a la
pequeña minería nacional y la gran minería trasnacional

Carta del senador
Jorge Enrique Robledo al Presidente de la República, Juan Manuel Santos, 29 de
julio de 2013

——————————————————————————————–

 

Señor Presidente:

 

Debo expresarle mi
total desacuerdo con la política minera del gobierno, política que se ilustra
con una posición tan diferente frente a dos hechos simultáneos que son noticia
en el país: el paro de los pequeños mineros artesanales y empresariales y la
decisión democrática del pueblo de Piedras, en el Tolima, de decirle no a la
gran minería.

 

Porque es evidente
que mientras el gobierno es duro, intransigente, con los pequeños mineros
colombianos, a los que estigmatiza, no les atiende sus reclamos y reprime, es
blando, flexible, con la gran minería extranjera, en cuya defensa ha salido el
ministro de Minas a descalificar la consulta de los habitantes de Piedras, que
en 98 por ciento rechaza la muy desproporcionada pretensión de la Anglo Gold
Ashanti de transportar a lo largo de setenta kilómetros –de Cajamarca a
Piedras– miles de millones de toneladas de rocas, para procesarlas con el agua
de los piedrunos, a los que además les estropearán su territorio y les dañarán
su vocación agrícola.

 

En consecuencia,
Señor Presidente, cordialmente, le solicito cambiar la política oficial frente
a los dos tipos de minería existentes en el país, de acuerdo con la siguiente
petición:

 

Instruir a quien
corresponda para que, cuanto antes, se atiendan las justas peticiones de los
pequeños mineros aún en paro luego de trece días y cese la campaña de infundios
de la Casa de Nariño para estigmatizarlos, presentándolos como criminales,
cuando son colombianos de bien que defienden su inalienable derecho a trabajar,
aun cuando no le guste a la voracidad de la gran minería extranjera.

 

Anunciar públicamente
que su gobierno respetará la voluntad democrática de los habitantes de Piedras
–expresada por estos David contra Goliat, el alcalde municipal y el gobernador
del Tolima– y que, en consecuencia, usted empleará su poder político para que
dicha voluntad se convierta en realidad, así se perturbe la codicia insaciable
de Anglo Gold Ashanti.

——————————————————————————————–

 

¿Y los maestros?

Francisco Torres,
Bogotá, julio 28 de 2013

——————————————————————————————–

 

Se está conmoviendo
Colombia en profundidad. Productores de todos los pisos térmicos, cafeteros,
cacaoteros, paperos, paneleros, arroceros, maiceros y algodoneros han decidido
paro nacional el próximo 19 de agosto. Ganaderos y lecheros de distintas
regiones del país avanzan en la misma dirección. Pequeños y medianos mineros se
encuentran en paro. Diez mil trabajadores de la multinacional carbonera
Drummond votaron y comenzaron la huelga, otro tanto hacen doce mil obreros que
construyen la refinería de Cartagena. Diversos sectores de la salud realizaron
una gigantesca movilización y se aprestan al paro. Los estudiantes
universitarios agrupados en la MANE se movilizan ese mismo mes de agosto.
Persiste el paro en el Catatumbo. Ante este panorama de un país que comienza a
comprender y a actuar contra las ruinosas consecuencias de la entrega de la
soberanía nacional con los tratados de libre comercio y demás políticas
neoliberales, el Gobierno de Santos echa mano de un socorrido expediente de la
oligarquía: buscar un chivo expiatorio, el agitador profesional que en la
oscuridad logra que cientos de miles de personas protesten contra un gobierno
que, dicen los grandes medios de comunicación, todo lo hace por la felicidad de
los colombianos. En esta ocasión le ha echado la culpa al senador Robledo y, de
contera, al Polo Democrático Alternativo. Pero le ha salido el tiro por la
culata, el país entero ha rechazado la burda maniobra, ha tenido que renunciar
por las denuncias de Jorge Robledo y Wilson Arias a la embajada en Washington
el doctor Urrutia y la repulsa al gobierno se ha multiplicado. Basta escuchar
la temperatura de las redes y la rechifla a Santos en Cali si no fueran bastantes
las decenas de miles de personas movilizadas.

 

Y ante todo esa
agitación se preguntan muchos, ¿y los maestros? ¿Dónde están los maestros de
Colombia, decanos en marchas, autoridades en movilizaciones, curtidos en paros?
¿Será que están muy bien, sus peticiones resueltas, los acuerdos respetados?
¿Será que la educación pública se fortalece y mejora?

 

Pues bien, los
maestros de Colombia tenemos reclamos de meridiano derecho. La gravísima
problemática de los servicios de salud; la burla de los acuerdos que firmó
FECODE con el Gobierno de Santos en el marco de la negociación de un pliego de
peticiones, expresada en la maniobra en el decreto sobre la prima de servicios,
calculada para impedir que sea reconocido el retroactivo que se está
solicitando en miles de demandas, entre otros orangutanes que le colgó; la no
expedición del nuevo decreto para la protección de docentes amenazados y
desplazados; y el no pago sin ninguna justificación de enormes deudas cuya
legalidad no es sujeto de controversia.

 

Más que justas son la
movilización y la protesta. De hecho, en varios departamentos ya se han dado
paros, marchas, plantones y tomas en rechazo al pésimo servicio de salud. Por
eso los educadores colombianos vamos a realizar una gran movilización con toma
de las capitales el próximo 1 de agosto como preparatoria del paro nacional.
Queda en el campo del gobierno la decisión de si cumple los acuerdos que
firmara en mayo, de si toma las medidas urgentes para resolver el inaplazable
problema de la salud y de si paga lo que debe.

 

Y a los maestros
desde la Guajira al Amazonas, desde Arauca hasta el Chocó nos compete
reverdecer la gloriosa tradición de lucha que heredamos de la heroica marcha
del hambre, de los repetidos paros que conquistaron el Estatuto Docente 2277,
de las batallas por el régimen especial y la Ley General de Educación. La
conciencia, la disciplina y la alegría en la defensa de la educación pública y
los derechos laborales del magisterio son imprescindibles en la situación
actual.

 

—————————————————————————–

Por favor incluya las direcciones polomoir@listas.moir.org.co
y
polo-moir@lists.riseup.net
en su
libreta de direcciones para que no sean consideradas spam
. Estos envíos se hacen por lo menos una
vez a la semana; si dejan de llegarle, háganoslo saber
. Si no desea seguir recibiendo
nuestros correos, respóndanos pidiendo su retiro de la lista. Si desea publicar
nuestros artículos, incluya nuestras páginas como crédito de los mismos.

 —————————————————————————–

FontFuente: moir@moir.org.co

Leave a comment

*